La impresión 3D: el papel de la Química Orgánica en su desarrollo

La impresión 3D, o fabricación aditiva, es un grupo de tecnologías de fabricación por adición que son capaces de crear un objeto tridimensional mediante la superposición de capas sucesivas de un determinado material. Los más utilizados para esta técnica son el plástico o las aleaciones metálicas; aunque se puede emplear casi cualquier material, desde hormigón hasta tejidos vivos para obtener lo que podríamos llamar una réplica casi perfecta. Sus aplicaciones son enormes, innovadoras y creativas en campos tan diversos como la sanidad, la exploración espacial, la educación, la industria, el arte o la diversión. En este programa vamos a conocer cómo la Química Orgánica ha contribuido a su desarrollo. Para ello vamos a hablar con uno de sus pioneros. Se trata del profesor Douglas Neckers. Con una prestigiosa carrera en la Universidad estatal de Bowling Green (Ohio), donde creó el Centro de Ciencias Fotoquímicas. Fruto de sus investigaciones, fue la empresa Spectra Group, que dirigió durante más de 30 años y donde comenzó a utilizar la tecnología de impresión 3D, sobre todo en el campo de la medicina. De hecho, durante la pandemia la empresa fabricó con impresión 3D hisopos para las pruebas diagnósticas de la COVID 19.

María Ángeles Farrán Morales profesora del Departamento de Química Orgánica y Bio Orgánica, UNED

Douglas Neckers químico orgánico, profesor emérito y fundador del Center for Photochemical Sciences en la Bowling Green State University, EE.UU.

Juan Ramón Andrés Cabero redactor - locutor CEMAV, UNED